Seguidores

martes, 1 de mayo de 2012

Espera

expr:id='"post-body-" + data:post.id' itemprop='articleBody'>
Esta vez no seré yo quien llame a la puerta, y tal vez sea cierto que vos jamás me amaste, pero por ahora dejo en paz esta idea que ante el vacio me parece absurda, pero el tiempo vuela con alas de ángel, con el aire pasando por los árboles, arrastrando olores a pino fresco y a fruta podrida. En realidad no me importa porque el tiempo siempre pasa, sin detenerse aunque uno clame perdón, y sé que ese mismo tiempo me traerá nuevas tempestades, lo sé.  Y sé también que tal vez piense que no me amaste mirándome al espejo con las cejas decididas e indolentes, con los rasgos lisos y la mirada del café sin brillo, pero tampoco profundo y oscuro.

Sé que estoy a unos dedos de apretar botones y relatarte historias, y susurrarte al oído no me permitas esto,  pero estoy también al paso de la puerta que me incita a salir de este castillo con rejas, de esta negra vida con replicas lastimeras y odiosas, con una superficie en forma de tu boca donde la lengua es dura y tosca, escupiéndome en la cara lo que cree que soy, sin embargo yo he plantado flores en las orillas del camino anidando como esperanza el salir de este tiempo turbio, aunque no me promete mucho, me refiero a cuidarles y con ello algo me darán, es cuando empieza el juego como una ruleta,  un intercambio, aunque no se que dar a cambio, no creo que quiera mis penumbras, seguro se marchitarían sus flores y el amor dejaría de crecer, y no quiero que eso ocurra.

Por ello busco encontrar las llaves para estos candados, y permanecer con la boca cerrada pero no endurecida, con la mirada fija y los pies descalzos para sentir esta tierra, y no sentirme extraña, para hacerme del mundo y el mundo se haga parte de mí. Abandono la burbuja que tarde o temprano se rompería, emprendo un viaje sin espera de nada, y sin embargo es cuando este cielo y esta vida te dan más.

Pienso en que un día dejes de darle cuerda a esa cabeza pensante, y solo pienses enteramente lo que realmente es, poder distinguir a uno del otro y amar con las diferencias, ojala un día lo entiendas para ese entonces yo también entenderé lo que haya que entender.       







No hay comentarios:

Publicar un comentario